Abogados expertos en Seguridad Social

Un abogado experto en Derecho Laboral es un profesional muy versátil, siendo capaz de hacer frente a un gran número de procesos, desde puramente laborales a otros que tienen que ver con la Seguridad Social como jubilaciones, permisos de paternidad y maternidad, lactancia, incapacidades, etcétera. Y es que, más tarde o más temprano, la gran mayoría de la población se ve inmersa en alguno de estos procesos con la seguridad social, siendo preciso recurrir a profesionales que sepan cómo hacer frente a la solicitud de una prejubilación o una incapacidad laboral. 

Unas gestiones que son más complejas y numerosas en el caso de las empresas, ya que estas tienen que gestionar altas y bajas, cotizaciones, pagos a acreedores, además de presentar distintos formularios y modelos. Por ello, tanto particulares como empresas precisan contar con los servicios de abogados expertos en Seguridad Social, pero ¿cómo puede ayudar a su empresa un abogado experto en seguridad social?

¿Qué trámites ha de llevar a cabo una empresa en la Seguridad Social?

Uno de los trámites indispensables para toda aquella empresa que desee comenzar su actividad empresarial es inscribirse en el Régimen General de la Seguridad Social. Un requisito previo en el que ha de notificar la entidad o la mutua colaboradora con la Seguridad Social en la que enviará a sus trabajadores en caso de accidentes o cualquier otra contingencia de carácter profesional, además de las prestaciones económicas que corresponden al trabajador por bajas, jubilaciones o incapacidades laborales.

¿En qué consiste la inscripción de una empresa en la Seguridad Social?

Antes de contratar a sus primeros trabajadores, la empresa ha de solicitar su inscripción como empresa en la Seguridad Social. Un trámite que ha de llevarse a efecto antes el inicio de actividad. Esta solicitud debe solicitarse ante la Tesorería General de la Seguridad Social más cercana al domicilio el empresario. La inscripción supondrá la asignación de un número para la identificación de la empresa en el Régimen que le corresponde dentro del Sistema de la Seguridad Social. 

Al solicitar la inscripción en la Seguridad Social se ha señalar la entidad gestora o la mutua que se elija tanto para hacer frente a enfermedades profesionales como accidentes de trabajo de los trabajadores, así como para dar respuesta a las prestaciones económicas por incapacidad temporal de los mismos.

Cada inscripción es única y válida durante toda la vida de la persona física o jurídica que conste como titular de la empresa. El número que se le adjudique identificará al empresario, siendo obligación de este conservar los documentos acreditativos de la inscripción por un plazo mínimo de cinco años, esto es, tendrá que mantener en su archivo:

  • El documento de asociación para la protección de contingencias profesionales.
  • El documento de afiliación.
  • Los partes de alta y baja.
  • Las comunicaciones de variaciones de datos. 

Otras obligaciones de los empresarios

Además de la obligación de conservar esa documentación durante al menos cinco años, el empresario también tendrá que:

  • Comunicar a la Dirección Provincial de la Tesorería General de la Seguridad Social todos los cambios que se produzcan en los datos facilitados en el momento de la inscripción. Por ejemplo, algunas de esas variaciones a comunicar son el cese temporal o definitivo de la actividad empresarial o el cierre de la empresa. Un trámite que ha llevarse a cabo dentro del plazo de seis días desde que se produzca el cese.
  • También ha de notificar, y siempre dentro de los plazos establecidos, todas las bajas, las altas y cualquier otra variación de los datos de los trabajadores que vayan a comenzar su actividad laboral en la empresa o cesar en ella.
  • Otro de sus deberes es mantener de alta a todos sus trabajadores hasta que cese la relación laboral.

En Bufete Jurídico Jover ponemos los mejores abogados expertos en materia de Seguridad Social a su disposición, asesorándole y defendiendo todos sus intereses. ¡No dude en llamarnos!